El fundador de Microsoft, Bill Gates, anunció el pasado domingo que donará, por medio de su fundación (Bill y Melinda Gates Foundation), unos 4.538 millones de euros durante los próximos cinco años al continente africano para contribuir, en la medida de lo posible, a su desarrollo.

Gates hizo dio esta noticia durante la ponencia que impartió en la XIV Conferencia Anual Nelson Mandela en la Universidad sudafricana de Pretoria. Allí, según recoge Reuters, el magnate confirmó su intención de dedicar dos terceras partes de este dinero a la sanidad, un aspecto fundamental para el desarrollo del continente.

«Si de una cosa estoy seguro es de que el futuro pasa porque las personas de África trabajen juntas, sean del estrato económico y social que sean y de las fronteras que les separen», subrayó Gates quien piensa que sólo de esta forma los jóvenes africanos podrán tener «las oportunidades que se merecen».

 Y en la juventud y el poder que tiene para contribuir a que África se desarrolle. Eso sí, para ello deben tener acceso a las herramientas mínimas educativas y sanitarias, como desarrolló Gates: «Queremos limpiar el camino de obstáculos para que los jóvenes puedan desarrollar todo su potencial».

Obligación moral

«Nuestro deber es que los jóvenes puedan acceder a ello porque el futuro depende de las oportunidades que puedan tener hoy», manifestó Gates, quien consideró que «los jóvenes son quienes pueden marcar la diferencia en un futuro».

Durante su intervención, el filántropo no perdió la oportunidad de evocar, para conseguir estos objetivos, al espíritu de Mandela, a quien, como señaló, tuvo la suerte de conocer. «Fue un consejero y también una inspiración», especificó Gates, quien también prometió «hacer todo lo posible para construir ese futuro del que habló Mandela».